"La Gran Europa Pacifista"

La planificación secreta de la "pacifista" Europa para explotar a Irak.

Para defender los intereses comerciales, los siguientes países no tienen el mas mínimo escrúpulo de mantener a Saddam en el poder, masacrando, matando y humillando a su pueblo.

Intereses Económicos Guían a los Franceses, Alemanes, y Rusos Hacia Bagdad En un informe que apareció en el sitio web de Al Jazeera, el economista egipcio Khalil Al -'Anani discutió la sobre-fijación económica de Francia, Alemania, y Rusia en su oposición a la guerra en Irak, analizando las posiciones de cada uno de los países.

Lo siguiente es un resumen del informe:[1] La Economía Francesa La oposición de Francia a la guerra en Irak, en lugar de estar basada en consideraciones políticas, sus lazos históricos con el mundo árabe, o un esfuerzo por desafiar el papel de América como superpotencia, esta motivado por puros intereses económicos.
A pesar de los esfuerzos de Francia por representar su posición en contra de la guerra como política, es difícil de no imaginar los beneficios económicos a Francia si la guerra no habría ocurrido. Las consecuencias de la guerra en la débil economía francesa serán principalmente palpables en los sectores comerciales y de crudo.

-Pérdidas de Crudo:

Hace diez años, la compañía de crudo francesa Total/Fina/Elf firmó un acuerdo con Irak para compartir la producción de crudo en los campos petroleros de "Majnoon" y "bin Omar" a la terminación de las sanciones sobre Irak. El campo petrolero de Majnoon esta localizado cerca de la frontera iraní y se estima que contiene 30 billones de barriles de crudo.

Este campo solo podría reunir las necesidades de consumo francés durante 30 años. El campo petrolero de Omar puede contener 6 billones de barriles que podrían producir 440,000 barriles por día (b/d), subiendo plausiblemente rápido a 500,000 b/d. Las inversiones en ambos campos fueron estimadas en $3.4 billones y el costo de producción será de $2 por barril (la cual será uno de los más baratos en el mundo, quizás sólo segundo a Arabia Saudita.)

-Pérdidas Comerciales:

Las exportaciones francesas a Irak han aumentado grandemente en recientes años. Ellas estaban estimadas en $330 millones en el 2000, doblados en el 2001, y se fueron por encima de $1 billón en el 2002. En la más reciente feria internacional celebrada en Bagdad a finales del 2002, 150 compañías francesas tomaron parte.

La Guerra en Irak podría significar:

• Una clavada en los precios del crudo en un momento de recesión económica en la economía mundial.
• Que el régimen post-Saddam no pueda honrar los acuerdos de su predecesor con Francia, particularmente aquellos que se relacionan a la exploración y producción.

Francia también está preocupada que, después de una guerra en Irak, no será nada mejor que después de la Guerra del Golfo en 1991 que trajo sólo unos pocos contratos a Francia.

La Economía Alemana.

La economía alemana está atravesando tiempos difíciles con un crecimiento del PIB en el 2002 de 0.2% y desempleo de 11.3% qué se traduce en 4.06 millones de obreros desempleados. La reducción en impuestos recolectados, se acopló con los beneficios del creciente desempleo, podría llevar eldéficitalemán por sobre el 3% tope establecido por la Unión Europea que invitaría medidas de castigo.
La guerra en Irak podría resultar en dos inmediatas consecuencias negativas para la economía alemana: primero, un declive en exportaciones alemanas que son el principal motor para el crecimiento económico alemán; y segundo, los altos precios del crudo podrían intensificar la recesión económica alemana.

La Economía Rusa

No diferente al caso de Francia, es difícil de pasar por alto la magnitud y profundidad de las relaciones económicas entre Rusia e Irak la cual se extiende por encima de 40 años. Aquí, de nuevo, las consideraciones económicas llevan a la posición rusa vis-à-vis a la guerra sobre Irak..

Pérdidas de Crudo

Rusia produce 7.3 millones de b/d la cual es el 9.7% de la producción mundial, pero exporta sólo una mitad de su producción. Sus reservas se estiman en 48.6 billones de b/d, o 4.6% de las reservas mundiales (las cantidades de reserva de crudo son consideradas un secreto estatal en Rusia y nunca han sido confirmadas.)El costo de producción es de $12 por barril comparado con menos de $2 por el petróleo iraquí. No es sorprendente que Rusia sólo codicie el crudo iraquí. Hay actualmente 300 compañías rusas que manejan la exportación de crudo iraquí bajo programa "Petróleo por Comida".

Rusia ha firmado tantos como 900 contratos de crudo con Irak desde 1996. La compañía rusa de petróleo Lukoil (14% del cual es propietaria el gobierno Ruso) firmó un acuerdo con Irak para la exploración en el campo petrolero occidental Qurna que puede contener tanto como 100 billones de barriles de petróleo y puede ser capaz de producir 450,000-500,000 b/d. Irak también ha firmado un acuerdo de $3.4 billones con Stroitransgaz para desarrollar los campos de gas en el desierto occidental.

Sin embargo, a diferencia de Francia y Alemania, Rusia está preocupada que el aumento rápido en la producción de crudo por Irak pudiera bajar los precios del crudo en el mercado internacional, la cual tendría un impacto serio en los ingresos gubernamentales la cual se apoyan fuertemente en el crudo. Pérdidas Comerciales.

• La guerra en Irak tendrá efectos considerables en los intereses comerciales rusos:
• La pérdida de negocios con uno de los socios principales comerciales de Rusia en el Medio Oriente, particularmente en los áreas de crudo e industrias petroquímicas.
• La pérdida de $8 billones de deuda Iraquí a la antigua Unión Soviética la cual un nuevo régimen no podría reconocer.
• La pérdida de contratos multi-billonarios en dólares con proveedores militares y comerciales a Irak. Cuando el sectarismo que nos invade desde que tenemos un "Mason" como Presidente Ferroviaro y sin talante, solo se dedica a impulsar la separación entre "yo bueno y los demas malos".
¿Qué me dices de los planes de la Europa Social democrática, permitiendo que nos colonice Asia y África? ¿Esto te parece honrado? ¿Tienes algún comentario al respecto?

El "mal francés"

SE COMPRENDE QUE los demás países europeos no deseen seguir al francés en su política carente de realismo y contraproducente Gracias a la penicilina, el mal francés ya no es lo que era y se ha transformado en algo cultural e inmaterial, pero no menos pernicioso.

El mal francés del siglo XXI es la manía de creerse diferentes -la excepción francesa- fruto de los tres narcisismos que identifica André Glucksmann en un clarividente artículo a propósito del rechazo francés a la Constitución europea.
El inefable Chirac -que ya es amigo de Bush- fue a la televisión para apoyar el sí y logró que la intención del no subiera hasta el 56%.

Los grandes partidos de derecha e izquierda -dice Glucksmann-, así como todos los medios de comunicación, hicieron campaña infatigable a favor del sí. ¿Cómo es posible que tenga efectos tan claramente contraproducentes? Ni los expertos, ni los editorialistas, ni las grandes estrellas, ni los escritores millonarios (¿quién será?), consiguieron detener el no.
"Semejante paradoja debe tener su clave en el narcisismo francés, compartido de forma casi unánime por los que están a favor y los que están en contra de la Constitución europea", dice.

Narcisismo intelectual, político y chovinista.Dado que Francia inspiró y dirigió culturalmente Europa en el siglo XVIII y parte del XIX, asumen que ahora sigue en el mismo nivel de hegemonía, cuando en realidad Francia se va pareciendo cada vez más -no a Mónaco, como escribe Glucksmann-, sino a Catalunya, en mayor, eso sí, pero con esa preocupación por la lengua y el imperialismo cultural yanqui.

Tahar Ben Jelloun escribió en La Vanguardia:

"Los franceses se comportan a veces como el niño consentido que lo quiere todo y monta en cólera exigiendo que se cumplan sus caprichos. No se dan cuenta de la suerte que tienen de vivir en una Europa en paz, democrática, rica y en plena evolución.

Francia es una sociedad que ha envejecido: cambiar, adaptarse e incorporar reformas que la globalización torna inevitables le cuesta trabajo". Cuando critico a Francia pongo por delante todo tipo de elogios a su cultura; creo que ése es el quid de la cuestión: nos gusta tanto la cultura francesa, la elegancia, savoir faire,su cocina, sus poetas, sobre todo los vinos, que les perdonaríamos casi todo a los franceses si no llegaran a extremos como el centralismo jacobino, el creer que París es el centro no sólo de Europa, sino del mundo, o bien olvidar que los norteamericanos dejaron más de cien mil muertos para liberarlos del invasor alemán que ellos no supieron detener.

Lo peor del caso es que luego parece que todos estuvieron en la resistencia. Esta ligereza para falsear la historia y la realidad a su conveniencia creo que está en la raíz del mal francés.Su engreimiento político viene de una elite formada en la Escuela Nacional de Administración (ENA), institución muy práctica y funcional para tener buenos burócratas, pero pésima porque los convierte en una tribu movida por un excesivo esprit de corps.

La Francia de Chirac cree que debe regir los destinos de Europa juntamente con Alemania, incluso Rusia, pero siempre contra Estados Unidos. Se comprende que los demás países europeos, sobre todo los que han sufrido las ocupaciones alemana y rusa, no deseen seguir al francés en esta política carente de realismo y contraproducente para Europa.

LA ALIANZA QUE PROMOVIÓ AZNAR CON INGLATERRA, ITALIA Y POLONIA ERA MÁS BENEFICIOSA PARA LA UE QUE LA POLÍTICA ANTIYANQUI DEL VIEJO GAULLISMO FRANCÉS SECUNDADO A REGAÑADIENTES POR LOS ALEMANES.

Ahora los franceses, en vez de apoyar la Constitución que ellos redactaron con la pluma de Giscard d´Estaing, se hacen el harakiri con el no en el referéndum inoportuna e innecesariamente -como de costumbre- convocado por Chirac. ¿Por qué deciden votar no? En ese no lo mezclan todo: el chovinismo contra los inmigrantes -sin los cuales, por cierto, el país ya no funcionaría-, el recelo contra la entrada de los países del Este en la UE, el rechazo al primer ministro Raffarin y a su valedor Chirac, las peleas entre Fabius y Jospin en la izquierda y las disputas entre Chirac y Sarkozy en la derecha.

Francia se ahoga en su caldo de narcisismo, chovinismo y jacobinismo creyéndose una excepción cultural cuando no es más que una vieja potencia europea que ha perdido su rango, como Austria, Inglaterra o España, pero que, a diferencia de éstas, no está educada para aceptar ese descenso y por lo mismo no halla su papel razonable en el nuevo equilibrio multicultural globalizado.

En un anónimo Panfleto contra los franceses que publicó Turmer en los años ochenta, el autor, hoy día conocido, afirmaba que el gran problema de Europa es que Francia está en medio. Según él, esa presencia presenta tal viscosidad que impide a los demás países comunicarse entre sí con comodidad. Luego los acusa de parásitos de la creatividad de italianos, españoles e ingleses.

Yo añadiría a la lista los denostados yanquis, sin los cuales Francia en el siglo XX no puede entenderse ni política ni culturalmente. Por fortuna, el mal francés de uno u otro tipo se está convirtiendo en una anécdota de la historia, por la penicilina y la globalización. Sólo falta que los franceses dejen de mirarse el ombligo, viajen y escuchen a voces no chovinistas como Glucksmann. Cuando se pongan en su sitio, volverán a ser el gran país que siempre fueron, un lujo para Europa y para el mundo.

Por Luis Racionero

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Los propietarios del Blog eluden toda la responsabilidad sobre los comentarios aquí expuestos, incurriendo exclusivamente al autor de los mismos, por esto sugerimos no utilizar palabras ni insultos ofensivos, todas y cada una de las opiniones sobre los temas que publicamos son importantes y nos interesan.
Gracias por participar